REMOCION DE TUMORES DE TEJIDOS BLANDOS



Las masas del tejido blando son comunes. El médico debe desarrollar un cuidadosamente el examen físico completo, y solicitar los estudios de imagen apropiados.

Las masas y bultos en las extremidades y tronco son las presentaciones comunes a médicos y cirujanos. La mayoría de las lesiones del tejido blando son benignas; sin embargo, las lesiones del tejido blando benignas y malignas se pueden presentar en una modo similar.

Hay una preponderancia amplia de lesiones benignas que precisan cuidado médico o quirúrgico, lo que obliga a que el médico deba estar familiarizado con las características del potencial maligno de la masa para evitar comprometer el tratamiento óptimo.

Los sarcomas pueden ocurrir en la cabeza y áreas del cuello, el tronco, o las extremidades. La nalga y muslo son las situaciones más comunes de los sarcomas del tejido blando.

Como muchas de estas lesiones ocurren en las extremidades, y los medicos deberán proporcionar un plan diagnóstico correcto, referencia a otro especialista, o tratamiento definitivo.

Las masas hipodérmicas blandas, móviles, bien definidas son normalmente benignas. En general, uno debe considerar cualquier masa debajo de la fascia profunda como potencialmente maligna, particularmente si la masa es firme e inmóvil. Los neoplasma del tejido blando no necesariamente son dolorosos y pueden crecer a un tamaño relativamente grande en la nalga, cintura del hombro, o muslo antes de que sean obvios al paciente. Una historia de crecimiento rápido normalmente hace pensar en un proceso maligno. Con las nuevas técnicas de imagen, se pueden diferenciar mejor las lesiones benignas de las malignas.

El sarcoma de células claras puede presentarse como un nódulo pequeño que ocurre a lo largo de una vaina del tendón. Los lipomas hipodérmicos son normalmente blandos a la palpación, mientras que los sarcomas son normalmente firmes. En contraste, los lipomas intramusculares se sienten a menudo firmes, simulando una sarcoma. El angiolipoma es a menudo doloroso a la palpación. Los tumores desmoides extra-abdominales tienen un carácter distintivo, duro como la piedra.

Los hemangiomas normalmente tienen una presentación distintiva. Los pacientes a menudo se quejan de una masa que duele, sobre todo después de haber permanecido quieto durante un tiempo prolongado.

Los ganglios linfáticos regionales deben examinarse cuidadosamente. El sarcoma sinovial, el sarcoma epiteloide, y el rabdomiosarcoma pueden extenderse a los ganglios linfáticos regionales. Las otras áreas linfáticas mayores (axilar, cervical, e inguinal) también deben examinarse. Además, las adenopatías pueden indicar linfoma o carcinoma metastático.

Estudios

Las radiografías simples son la modalidad más útil para determinar si la masa nace en los tejidos blandos o en el hueso.

La resonancia magnética da una resolución mejor para caracterizar la lesión y definir los rasgos anatómicos.

La biopsia debe planearse cuidadosamente para evitar las complicaciones. Las lesiones del tejido blando deben revisarse estrechamente por un patólogo experimentado del sistema musculoesquelético.

En ocasiones, las masas pequeñas, superficiales, y móviles también pueden ser malignas. Por ejemplo, sarcoma epiteloide que normalmente se da en la extremidad superior, sobre todo, la mano, y típicamente se presentan como un nódulo pequeño en la superficie del extensor que se puede ulcerar.

Los Tipos de Biopcias que se realizan son:

  • Biopcia por aguja que puede ser fina o en forma de un pequeño cilindro.
  • Biopsia Incisional que remueve umn gajo del tumor
  • Biopcia Exisicional que remueve todo el tumor.

Todos los tumores del tejido Blando requieren patologia.

Cuando buscar al medico?

Los pacientes generalmente se ven o con una masa de tejido blando indolora o doloroso.

  1. Cuando la masa aumenta rápidamente de tamaño
  2. Cuando la masa está provocando dolor
  3. Cuando hay una historia de trauma o de cáncer
  4. Cuando hay una historia de signos y síntomas como fiebre, escalofríos, anorexia y perdida de peso, varios tumores malignos, como el angiomatoide, el histiocitoma fibroso maligno, angiosarcoma, y el sarcoma de Ewing de tejidos blandos, pueden producir anemia.
  5. Cuando el paciente descubre una masa en cualquier parte del cuerpo, aun que esta no le cause dolor.